Abre Tus Alas > Articles posted by catalina

La Llama Trina

por Catalina Ramelli

La llama trina es el pilar fundamental de la creación con las 3 cualidades Divinas principales. Estos 3 atributos deben estar en armonía en nosotros para estar equilibrados y saludables: Voluntad Divina, Sabiduría Divina, Amor Divino. Cada una de estas virtudes está custodiada respectivamente por el Arcángel Miguel Arcángel Jofiel Arcángel Chamuel.

En estos días en una meditación me llegó la presencia de la llama trina con sus colores azul, dorado y rosado, bajando por la corona de la cabeza e instalándose en cada uno de los chakras. Sentí una relajación profunda y una sensación de estar en casa. Es una excelente manera de alinear y armonizar los cuerpos energético, físico, mental y espiritual.

Lograr tus metas es fácil ! El Arcángel Jofiel te ayudará.

Cada nuevo año, cada ciclo que comienza, viene con un nuevo impulso para tomar decisiones que nos harán mejorar la vida. Los ángeles de los nuevos comienzos nos acompañan y ayudan. Estamos emocionados y con la certeza de que por fin vamos a lograr aquello que tanto anhelábamos y que sabemos que nos ayudará enormemente a sentirnos felices, pero pasa el tiempo y esas convicciones empiezan a desvanecerse en el trajín del día a día.

 

Sin embargo los ángeles nos dicen que es más fácil de lo que creemos.

5 Principios para Tener Éxito en el Logro de Tus Metas

 

“Este año voy a bajar de peso y comenzaré a trotar todas las mañanas. Tomaré clases de guitarra, remodelaré la cocina y ordenaré la caja de fotos guardada en el sótano. Seré más suave con mis hijos y tendré una actitud más positiva frente a los problemas para evitar las preocupaciones.”

¿Te suena conocido?

Cada año inicia un nuevo ciclo lleno de energía para cambiar y emprender aquello que estamos queriendo realizar desde hace tanto tiempo. Al inicio del año sabemos que lo vamos a lograr, tenemos todo el impulso para emprender lo nuevo, y lo cierto es que de hecho, al comenzar el año, empezamos a conseguirlo: dejamos de lado los postres, conseguimos el profesor de guitarra, nos levantamos a trotar y hacemos diseños para la cocina. Llega febrero y la motivación empieza a disminuir. Se presentan las obligaciones, otras prioridades y comenzamos a pensar que esos propósitos al final no eran tan importantes, que la caja de fotos puede quedar para después y que si el fin de semana como todo lo que se me antoja, no pasa nada. Marzo,  abril… no vemos resultados y perdemos el impulso.